Todo lo que debes saber sobre la nueva normativa de estiba de mercancías


 nueva ley estiba mercancías.


La seguridad es esencial en el transporte de mercancías, no solo para los operarios sino también para la carga que se transporta. Con la evolución y digitalización de las empresas de transporte y logística, los aspectos relativos a la seguridad se han ido  mejorando así como los procedimientos para la manipulación de la carga. En este sentido y hasta el pasado mayo, únicamente el Reglamento General de Circulación, a través del Real decreto 1428/2003, apuntaba que la carga transportada debía estar correctamente sujeta e inmovilizada.

El vacío legal sobre la estiba de mercancías se ha subsanado, el pasado mes de junio, a través del Real Decreto 563/2017 de 2 de junio con el que el gobierno insta por impulsar la seguridad en las operaciones de transporte y logística. Por ello, en las siguientes líneas analizamos todo lo que debes saber sobre la nueva normativa de estiba de mercancías.

Para llegar a esta regulación, cabe mencionar, que el número de accidentes por una mala estiba de la carga ha sido uno de los factores detonantes. Y es que más del 40% de incidentes que se producen en el transporte de mercancías se deben a una incorrecta disposición y sujeción de la carga. Por ello, con esta nueva normativa, lo que se busca es poner freno al problema.

De este modo, en todo el territorio nacional, las empresas de transporte se enfrentan a nuevas regulaciones en las inspecciones técnicas en carretera de vehículos comerciales que circulen trasladando mercancías. También se suman a este grupo, los automóviles que transporten viajeros con capacidad para 8 plazas (además de la del conductor) y los vehículos que dispongan de remolque. Lo que se pretende con la nueva regulación es que la carga que se transporta esté situada de manera que sea capaz de soportar la aceleración y desaceleración de la marcha del vehículo, quedando totalmente sujeta.

¿Cómo afecta la nueva norma al proceso de manipulación?

Desde la entrada en vigor de este Real Decreto, la responsabilidad en la carga recae en el transportista y no en el operario encargado de cargar. Para ello, se sugiere la utilización de fichas homologadas, en las que se especifiquen que vehículo se emplea para la operación de traslado de mercancías, así como todo lo referente a la técnica empleada para la sujeción. Con ello, los responsables de la colocación de la mercancía deben prestar especial interés en el número de cintas de amarre, la tensión que se establece para sujetar la carga o los anclajes requeridos.

¿Tienes dudas sobre la nueva normativa? ¡Contacta con nosotros!

¿Cómo se clasifican los errores en la estiba de mercancías?

Como resultado y en base a la nueva normativa, la mala praxis en la estiba de mercancías será clasificada de la siguiente forma:

  •          Faltas leves: situaciones en las que la carga se encuentra sujeta correctamente pero existen mejoras en materia de seguridad.
  •          Faltas graves: situaciones en las que la carga no ha sido sujeta suficientemente y, por ello, cabe la posibilidad de vuelco o desplazamiento significativo de la mercancía.
  •          Faltas peligrosas: situaciones en las que se pone el peligro directo la seguridad del tráfico debido. Se refiere a momentos en los que la pérdida parcial o total de la carga afecte directamente a las personas.

La Guardia Civil ha recibido formación específica para llevar a cabo las correctas inspecciones y comprobar si los vehículos afectados por la normativa la cumplen. Así pues, las inspecciones pasan desde el análisis y registro hasta la posibilidad de trasladar el vehículo a la ITV más cercana. Estos controles servirán para analizar minuciosamente la dotación de frenado del vehículo, la dirección, la visibilidad o el estado del vehículo.

Si las empresas de transporte no cumplen con la normativa, más allá de las multas o sanciones económicas, se puede proceder a la inmovilización del vehículo, lo cual supone un riesgo añadido y una derrama económica si lo que se transporta son materias perecederas.

A nivel empresarial, los responsables de las empresas de transporte deben abogar por este cumplimiento, ya que supondría incurrir en falta de prevención de riesgos laborales. De este modo, los transportistas aseguran una conducción segura, respetando la cargar que se exporta o importa. No olvides que en Pitarch Logística, como expertos en transporte de mercancías, nos preocupamos por cumplir con nuestro trabajo y dar una excelente calidad.




COMPARTIR:




Comenta:

¿Podemos ayudarle?




En este sitio se usan cookies para ofrecer una experiencia más personalizada. Más Información
¿consiente usar cookies?